Teléfono de la Esperanza: frente al aislamiento comparte vida

Teléfono de la Esperanza: frente al aislamiento comparte vida

Cada persona vive su propia realidad durante el periodo de aislamiento en casa. Las circunstancias de cada ser humano son diferentes. Pero uno de los efectos que es posible experimentar durante este periodo es el sufrimiento que produce la soledad. El periodo actual está marcado por la incertidumbre.

Y esta mirada del futuro que no solo afecta a una cuestión tan importante como la preocupación por la salud, sino también la inquietud económica, puede ser difícil de gestionar. El voluntariado virtual abre puertas que potencian la cercanía del factor humano. El Teléfono de la Esperanza es una entidad de ayuda con años de experiencia que en todo momento está muy cerca de la ciudadanía con cursos de inteligencia emocional o un servicio de atención telefónica constante.

Ayuda emocional durante el aislamiento

En esta situación de crisis sanitaria, este teléfono con un nombre tan especial emprende un nuevo proyecto: frente al aislamiento comparte vida. Este es un servicio de asesoramiento profesional telefónico al que puedes llamar si necesitas este apoyo. Este es un servicio ofrecido por psiquiatras, médicos y psicólogos con experiencia que ofrecen un acompañamiento cercano a través de la escucha y la palabra.

Este es un servicio de ayuda gratuito. Los profesionales llamarán por teléfono a la persona interesada tras haber concretado una entrevista. Frente al aislamiento comparte vida, este es el mensaje que el Teléfono de la Esperanza nos ofrece en este momento de nuestra vida. Una misión que este equipo continúa con vocación durante este periodo presente pero que también podemos extender al plano individual al intentar acompañar ahora a quienes nos rodean, aunque sea en la distancia.

Porque es en este momento cuando podemos observar con más nitidez que nunca cómo los distintos medios técnicos ayudan a reducir los kilómetros desde la cercanía emocional que ofrece la presencia consciente, el afecto y la palabra.

Aliviar el sufrimiento y la preocupación

Cómo aliviar el sufrimiento y la preocupación

Estar en casa es importante para prevenir el contagio ante el avance del coronavirus. Pero este aislamiento también puede producir efectos complejos, por ejemplo, el sufrimiento psíquico. El autocuidado es esencial en este momento de la vida y siempre. Y este autocuidado también remite al plano emocional. Pedir ayuda psicológica es un gesto muy positivo para encontrar consuelo y aliviar el malestar. El Teléfono de la Esperanza nunca comunica y continúa acompañando a aquellas personas que lo necesitan.

Aunque la vida continúa, lo hace a un ritmo diferente al habitual. Algunos proyectos personales o profesionales han quedado en el aire. Estamos experimentando un proceso de adaptación a un nuevo escenario y creando nuevos hábitos. Pero es importante que recordemos que no estamos solos. Y debemos pedir ayuda si lo necesitamos.

En el siguiente enlace de Comparte Vida tienes la posibilidad de rellenar los datos necesarios para solicitar una consulta individual. Si crees que este recurso puede resultar de interés para otras personas en la actualidad, comparte esta información de psicología práctica con tus contactos. Que la esperanza sea un motor en este presente. ¡Muchas gracias!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here